miércoles, 25 de febrero de 2015

¿Una mascarada?

Me gustaría conocer al guionista de la historia que los señores Rajoy y Sánchez nos han vendido durante estos días desde el Congreso de los Diputados. No se han cortado ni un pelo en menudear términos "fuertes" para hacernos creer que entre ellos existe un antagonismo tan radical como el definido entre el agua y el fuego, o, mejor aún, entre el agua y el aceite. Pero sobre lo aparente, acaso nos estén preparando una buena dosis de gazpacho... Aunque no sé si será apropiado para resolver el estreñimiento endémico que nos incomoda desde los tiempos de don Claudio que, como dijera alguien, es mucho más que "claudillo".

Foto El Mundo

martes, 24 de febrero de 2015

lunes, 23 de febrero de 2015

3+2, 4+1 o 5 +...

No, no es una cuestión e aritmética, aunque lo parezca. Coincidiendo con la concesión de la la medalla de oro al mérito en las Bellas Artes a El Cordobés y a Alaska, el señor Wert nos hizo otra pedorreta floreada: recuperar la idea del 3 + 2, propia de la universidad española hasta la arribada del buque fantasma que transportaba el espíritu bolonio, pero cambiando los nombres de las cosas. Antes se hablaba de "primer ciclo" y de "licenciatura"... Tanto follón para justificar un cambio de nombres: ahora hablaremos de "grado" y "máster", como si con ello cambiara substancialmente la sabiduría impartida o asimilada. No hay más que ver lo sonoro del término "máster", de connotaciones sajonas, infinitamente más rimbombante que "licenciado", de connotaciones aztecas, si se me permite la broma de tono Melinche.
Así, pues, pasaremos de un proceso de formación de cinco años a otro de tres, para… ¿facilitar a los jóvenes al acceso al mercado de trabajo? Con un 50 % de paro "juvenil", ¿qué prisa hay por sacar a la calle "nuevos profesionales"?; ¿para alimentar la voracidad de las listas de paro o para asegurar a perpetuidad el desequilibrio entre oferta y demanda del mercado laboral? ¿Acaso la propuesta tiene por objeto atajar los cada vez más apremiantes problemas universitarios?
¿Qué pretende realmente el señor Wert? Según los medios, ayer mismo, la secretaria de Estado de Educación, FP y Universidades, Montserrat Gomendio, "calificó de "ecuación imposible" el hecho de que en España se tenga una de las mayores tasas de acceso a la universidad de toda la Unión Europea, una de las tasas más bajas de matrícula, impuestos bajos y prácticamente ninguna selección de entrada a las facultades. (...) Respecto al sistema universitario español ha comentado que "no es sostenible" y que habrá que iniciar en algún momento el debate sobre el tipo de sistema. "El problema es que la educación no es gratuita" y la pregunta es "quién lo paga, cuándo y cómo", ha afirmado."
Estoy de acuerdo con la señora Gomendio, pero no sé si ambos tenemos la misma idea de para qué sirve o "debe servir" la universidad. Teniendo en cuanta la actual obsesión presupuestaria, sólo hay una cosa clara: tanto desde el punto de vista de los docentes como de los discentes, los problemas de la universidad española no se van a resolver haciendo pruebas exigentes para entrar, incrementando el precio de la matrícula o cambiando los nombres de las cosas, para que los espíritus malignos se desconcierten; es más, seguramente se van a extender hasta amenazar gangrena. Y como ya estamos escaldados, creo que somos legión quienes pensamos (sabemos) que subir el precio de las titulaciones sólo tiene sentido si convertimos las universidades en "fábricas" de "alaskas", "cordobeses" y mercenarios de la tecla y el adoctrinamiento.
Si nos interesa destruir las ecuaciones "español = torero o camarero" y "España = país deprimido", deberíamos enfatizar el desarrollo de los fundamentos del pensamiento creativo: el desarrollo de los conocimientos y la activación de la  inteligencia para resolver satisfactoriamente los problemas que se vayan planteando con el desarrollo de los acontecimientos. Y precisamente, ese es el papel que ahora mismo están jugando las universidades en los países más desarrollados de nuestro entorno, aquellos que, frente a los usos del "liberalismo de casino", tienen claro que lo específico de la universidad (conocimiento e investigación) es un factor esencial en el desarrollo económico y social… Para nuestra desgracia, el conocimiento y la investigación son poso útiles para practicar estrategias goebbelianas y para generar pelotazos; para ellas son más adecuadas otras virtudes, aquellas que adornan la testuz de buscones y lazarillos doctorados en gramática parda y sacralizan nuestros magnates todos los días en sus declaraciones públicas. 
A mi juicio, en el fondo del problema universitario late la misma actitud que ante el "problema yihadista". Al señor Wert y a sus correligionarios les importa un carajo que la universidad española tenga problemas graves o, cuando menos, eso parece; lo único que parece preocuparles es conectar con "su electorado". Y, desde los últimos acontecimientos, no me extrañaría que el líder del PSOE se apuntara rápidamente a sedimentar otro "pacto de estado", que convierta nuestras universidades en instituciones con marchamo de "excelencia". Puede que ese sea el objetivo "real" de Montserrat Gomendio, al decir que es necesario "abrir un debate"... ¿Abrir un debate... con quién? ¿Con los representantes "legales" de los españoles? Recuerdo que algo parecido se dijo cuando, hace ya muchos años, la universidad española se agitó ante la imposición del modelo Bolonia.
Podría ser que a los iluminados de los actuales partidos mayoritarios se les haya ocurrido aplicar "soluciones" como las que están empleando para detener su propio declive... Me temo que los problemas universitarios no se resuelven con tinta de calamar ni con estrategias goebbelianas; pero reconozco que ambas fórmulas son útiles para  justificar los objetivos de "excelencia" mencionados en los libelos de autobombo necio. 

viernes, 20 de febrero de 2015

Cierra el Museo Maillol

Según informa The Art Newspaper, el Museo Maillol (París), que cumplía 20 años de existencia, ha cerrado por la quiebra de su sociedad gestora, que acumulaba una deuda de 3,3 millones de euros.

Foto Wikipedia

La torre del vino de Socuéllamos

Es un proyecto realizado por Ingenyarq, que, según dicen, costó 4,5 millones de euros y movilizó casi todos los foros críticos, seguramente poco versados en las estrategias electorales y la doctrina del vino, de la que son acreditados exegetas algunos de los más señeros líderes del PP. Seguro que en los oídos de muchos aún resuena aquel solemne "¡Viva el vino!", del señor Rajoy, que sentó cátedra, por no mencionar alardes más celebrados pero no menos frívolos. Por simplificar, dejaré al margen el juego de argumentos políticos en pro y en contra, para colocar el foco sobre otros aspectos... aunque, como es sabido, todos los caminos conducen a Roma.


El "edificio" me hizo pensar en cierta y problemática torre de Valencia, en los mil miradores artificiales repartidos donde no hay campanarios ni alminares, pero sobre todo, en la torre del castillo de Villarejo de Salvanés... por supuesto, en moderno y con ascensor, que es ventaja estimable. Obviamente es paradigma de edificio-hito o, incluso, de edificio-jalón o edificio-mojón (por supuesto, en el sentido "culto" definido por la RAE). Se une al entorno con descaro, como contrapunto posmoderno o, tal vez, post-posmoderno, que, como la propia palabra indica, es mucho más moderno. Sin embargo y aunque sorprenda a los seguidores más benévolos de este blog, no me parece que su configuración sea tan irritante como las setas sevillanas o ciertos despropósitos mil veces bendecidos por juicios expertos sensibles a las texturas, por cuanto los valores cromáticos lo emparentan con el ambiente plateado del invierno en tierras manchegas; contemplado desde el patio interior del complejo, el juego entre volúmenes y colores armoniza mejor...


El aspecto museístico.

Uno de los muchos carteles ofrece testimonio de voluntad superlativa:

"El museo Torre del Vino se sube al carro de las vanguardias europeas, vistiéndose de gala en cuanto a los avances tecnológicos en el campo de los museos se refiere. Nace en base a la idea de ser un museo tecnológico, en el que el visitante sea la última pieza que haga que el engranaje de todas la piezas fluya, funcionando correctamente."

¿El museo se suma al carro de las vanguardias europeas? La expresión de intenciones no puede ser más "inadecuada" (ya lo han calificado con mayor dureza), teniendo en cuenta la inmensidad del universo museístico y las iniciativas que ya se han materializado en lugares de menor penuria económica y allí donde han entendido que los museos bien concebidos devienen infraestructura cultural y turística. Emplear unos cuantos "montajes interactivos" no garantiza nada, porque es costumbre muy arraigada de las instalaciones posteriores a la difusión de los ordenadores personales emplear toda suerte de recursos de ese tipo. Concretamente, en España hay unos cuantos —antiguos y modernos— que ofrecen un panorama bastante completo de posibilidades, no siempre a imitar. En este blog he comentado alguno especialmente desafortunado (Museo Interactivo de la Ciudad de Lugo), algún otro con problemas de mantenimiento (Museo de Almería) y hasta alguno que aún parece ejemplar (Museo de Medina al-Zahra). Ítem más: las propuestas museísticas ultramodernas envejecen a velocidad de vértigo, como se puede apreciar en el Museo Arqueológico Provincial de Alicante. En éste de Socuéllamos, con un planteamiento mucho menos ambicioso, han tropezado con las mismas piedras que quienes diseñaron la instalación de Lugo: exagerar la conveniencia de ofrecer pantallas informativas... que empastan el ambiente sonoro de la sala.
No obstante, me ha parecido ingenioso el simulador de pisado de uvas, que según parece, causa furor entre la juventud socuellamina; conseguir que la gente joven se acerque a un museo, ya de por sí, es sumamente meritorio. De hecho, cuando lo visitamos, coincidimos con varios grupos de jóvenes.
Por desgracia, no es tan afortunada "la propuesta pedagógica": lo que se ofrece aporta poco a lo que cualquier persona puede encontrar desde un ordenador o, incluso, mediante un smartphone. Pero es justo reconocer que el esfuerzo pedagógico está supeditado a un condicionante radical: la escasa superficie del espacio expositivo, demasiado angosto para un museo, en un ambiente definido por muchas bodegas que ofrecen instalaciones ambiciosas y espectaculares, tanto en España como en cualquier comarca de Europa con viticultura relevante. Sin ir más lejos, en la Rioja hay unos cuantos "museos" espectaculares...
Me ha llamado la atención un cartel colocado a la puerta en el que se ofrece las normas de conducta que debe asumir el visitante, "la realización de fotografías y filmaciones de vídeo en las salas del Museo (sic) no está permitida". Se ve que ha llegado hasta Socuéllamos la doctrina pesetera del Museo del Prado, aunque aquí se entiende peor habida cuenta las pretensiones potenciadoras de los caldos locales esgrimidas por los promotores en el momento de la inauguración.
El aforo máximo es de 25 personas. Me pregunto si no se les habrá ocurrido a quienes han gestionado este centro que los autobuses suelen tener más de cincuenta plazas. Seguramente, cuando pongan en marcha la tienda, dentro de unos meses, suprimirán esta limitación, que es un importante obstáculo para las pretensiones "de negocio" subyacente en contextos liberales.


Uno de los carteles "informativos" me hace recordar las preocupaciones estéticas de alguna institución como el "Museo Vivanco", que propone un repaso por múltiples aspectos antropológicos relacionados con la viticultura y que además expone una importante colección de objetos artísiticos de "amplio espectro":

"El vino en el arte.

La relación entre el vino y el arte es muy antigua. Plinio el Viejo, historiador romano, afirma en su obra "Historia Natural" que los griegos hicieron de la combinación entre el acto de pensar, la intensificación de los sentidos y el beber en compañía un nudo llamado "arte". Un gran poeta francés, Claudel, decía que el vino es liberador del espíritu e iluminador de la inteligencia, dos condiciones indispensables para crear una obra.
Tanto en la literatura como en las artes plásticas la presencia del vino es constante a lo largo de la historia hasta el punto de llegar a transmitir a través de bellas y delicadas obras, la idea de que el vino tiene espíritu, alma. (sic)
La embriaguez creativa hace referencia al poder estimulante que el vino ejerce sobre la creación artística, o a su papel como fuente de inspiración. Además la vid, el vino, el bebedor... han sido protagonistas indiscutibles de obras maestras de la pintura.
Representaciones en tumbas nobles del antiguo Egipto (1500-1000 a. C.), en la pintura pompeyana o incluso en los libros de horas medievales, Veronese, Velázquez, Dalí... En forma de relieves, mosaicos, ilustraciones, pinturas, esculturas... recogen los procesos de elaboración, las deidades y cultos relacionados con el vino, el consumo y las fiestas celebradas en torno a esta bebida.
Entre el arte y la religiosidad, entre la eucaristía y el disfrute de lo profano en la villa de Socuéllamos los visigodos nos dejaron el legado de las vides y las pámpanas en un fuste de una iglesia paleocristiana (siglo VI) en el paraje de Santa María de Guadiana y de la misma época un capitel de hojas de acanto que debió de pertenecer a la decoración de la primera iglesia del Villarejo Rubio en la ribera del Córcoles (antiguo emplazamiento de la localidad).
La vid y el vino son la temática escogida por los artistas con el fin de despertar emociones, expresar vivencias y retratar ambientes, clases sociales, países, o incluso para demostrar destreza en el color, la luz o la transparencia"

Más allá del estilo literario, el texto me sugiere varias reflexiones. La primera... si quien escribió se dejó llevar por el fondo de la argumentación... La segunda... Recurrir a Plinio el Viejo proporciona criterio de autoridad, pero demasiado forzado, porque en la cultura romana tenía usos muy "peculiares" en lo relacionado con las libaciones. Hubiera sido más eficaz recurrir a una de sus frases más manidas: "in vino veritas", que obviamente no es sentencia incuestionable pero sí muy socorrida en ambientes de carpe diem. También deberíamos tener en cuenta que en la antigua Roma se empleaba el vino como alimento y como recurso medicinal, que no "convenía" a las mujeres... pero esa es otra historia.
Muy francesa es la sentencia de Paul Claudel (1868-1955):

« Le vin est le professeur du goût et, en nous formant à la pratique de l’attention intérieure, il est le libérateur de l’esprit et l’illuminateur de l’intelligence »

Me pregunto cuánto vino debemos ingerir para convertir nuestras elucubraciones en juicios sesudos, nuestras divagaciones en sentencias profundas o para que se ilumine nuestra inteligencia; lo de la liberación del espíritu acaso sea más asumible...
¿Las obras de arte nos transmiten que el vino tiene "espíritu" o "alma"? ¡Qué cosas! Supongo que quien redactó el texto acaso pensara en los "licores espiritosos", que según la Real Academia de la Lengua, "exhalan mucho espíritu (vapor sutilísimo)". En castellano "espíritu" tiene una acepción recogida por el DRAE (9ª): "Vapor sutilísimo que exhalan el vino y los licores" ; el diccionario no recoge acepción similar para el término alma, aunque sugiere diversos usos retóricos en los "alrededores semánticos"... En todo caso, parece una exageración atribuir al arte lo que sólo está en el propio sentido de las palabras. No creo que sea función específica del arte enfatizar redundancias... contando incluso con que la redundancia pueda entrar en el juego estético cuando sea oportuno.
Lo de la "embriaguez creativa" me ha parecido un dislate, especialmente, si se enfatiza en un contexto museístico. Contando con las costumbres de personajes como Pollock o como cierta bohemia aficionada al limoncello, al orujo o a la absenta, esa aseveración me parece una frivolidad peligrosa...
La alusión a "las vides y las pámpanas" en un fuste que no se sabe si es visigodo o paleocristiano, relacionado con un capitel que debió pertenecer a la primera iglesia de Villarejo Rubio, me ha dejado perplejo... y, desde luego, con ganas de verlo.


Sintetizando

Aunque se ha vendido como un mirador hacia los campos de vides ("Un mar de vides a tus pies"), acaso sólo sea un balcón para que los socuellaminos contemplen su pueblo desde las alturas, que no es asunto baladí en territorio tan llano, teniendo en cuenta el peligro de los globos en tierra de vinos. A ello se añaden ciertas posibilidades de explotación turística para aficionados al carpe diem; también para las excursiones de las asociaciones vecinales de casi todos los pueblos de Castilla-La Mancha y, por supuesto, para quienes no perdemos comba para cuestionar las iniciativas elogiadas por la mayoría. En suma, otra iniciativa populista, de utilidad eminentemente electoral...
Lo más positivo: la persona que lo atiende, que se desvive por informar, ayudar y orientar a los visitantes.

viernes, 13 de febrero de 2015

Calamares y cerraduras

En paisaje de tarjetas negras, sobres, pelotazos y arbitrariedades judiciales, la difusión de los "papeles suizos" ha desencadenado una situación digna de un Valle Inclán enloquecido: algunos "medios de comunicación", en afán de servilismo incompatible con la acción de informar, se han transformado en calamares enloquecidos... Da bochorno contemplar cómo los periódicos vinculados al poder económico comprometen el poco prestigio que les queda con primeras páginas de un amarillismo estrafalario. como si sus directores estuvieran haciendo méritos para dirigir diarios de posguerra... Y lo llaman "libertad informativa", cuando sólo es pura estrategia goebbelina, para amarrar votos de los sectores más dogmáticos, aquellos que ponen su voluntad al servicio de los "señores naturales" o de quienes defienden sus intereses cosmogónicos.
Otro tanto sucede con la alternativa "natural" al actual gobierno, discutida incluso por los sondeos del CIS. Hilaridad promueve el extraño "pacto por la cadena perpetua" que, sin embargo, no es tal puesto que más allá de la firma pública, una de las partes ha manifestado arrepentimiento frente a un acuerdo que choca con el mandato constitucional, según el cual la cárcel ha de ser, ante todo, un medio de reinserción social. Lo justifican argumentando que debemos presentarnos unidos ante la amenaza yihadista, como si la amenaza se pudiera disolver promulgando leyes "locales"...
Aún es más absurda la nueva definición de terrorismo: al amparo del pavor que infunden quienes cortan cabezas o queman a pilotos de guerra, los pijos del monopoly extienden la calificación de "terroristas" a todo fenómeno social contrario a sus intereses. Con el “nuevo” código penal serían terroristas quienes protagonizaron los incidentes del Gamonal, las actos anti-desahucios y, en general, cualquier forma de resistencia al poder... El siguiente paso es resucitar el Tribunal de Orden Público, por supuesto, con otro nombre. ¿Qué tal Tribunal Contra los Delitos de terrorismo? ¿O sirve el de Audiencia Nacional? ¿Qué tal la Santa Inquisición?
Lo más lamentable del planteamiento es que, como en tantos casos, esa estrategia apenas sirve para alimentar el poso de las torpezas que, más tarde o más temprano, pagaremos a escote. Para afrontar los problemas "yihadistas", antes que nada, nuestros gobernantes deberían escapar de los juegos maniqueos y documentarse bien mediante fuentes contrastadas sobre los sustratos culturales de quienes los protagonizan. Es decir, deberían afrontar el asunto con inteligencia... y esa es virtud rara entre nuestros magnates.


Completa el panorama de despropósitos la extraña "batalla por Madrid" de los líderes del PSOE, que parecen aterrorizados ante los estudios demoscópicos. Al parecer, el actual secretario general ha "comprendido" que las elecciones no se ganan con propuestas de interés general o canalizando las voluntades políticas de "las bases", sino desde los medios de comunicación y aplicando estrategias visigodas...
Alguien debería haberle explicado que, en "España", romper cerraduras puede tener consecuencias funestas. Ahí está el caso muy conocido del don Rodrigo y la cueva donde se albergaba la mesa del rey Salomón, según la leyenda, ornada con labores de oro y plata, esmeraldas y perlas, que contenía todo el conocimiento del universo y grandes cualidades mágicas. Según los relatos más fidedignos, en una cueva excavada por Hércules en Toledo, los reyes godos construyeron un pequeño palacio destinado a conservar en él tan peligroso objeto y para evitar las veleidades sugeridas por la ambición, decidieron colocar una sólida puerta a la que cada rey, poco después de ser coronado, debía añadir un nuevo candado, que garantizara la aceptación del orden divino y el rechazo a cualquier tentación del Príncipe de las Tinieblas.
Y así se hizo hasta que el rey Rodrigo, inflamado de codicia e imaginando que tras la puerta se escondería el gran tesoro anunciado por la fama de la mesa, decidió descerrajarla. En el interior del palacio sólo había una enorme mesa de tablero oscuro sujeto por doce bueyes de bronce dorado de hechura primorosa y un cofre, asimismo, protegido por una diminuta cerradura de labra exquisita. Violado la última dificultad, el rey encontró un pergamino en el que una mano extramadamente hábil había dibujado personajes con turbantes, barbas y coletas; junto a ellos había una leyenda:

"Cuando se abra este cofre, guerreros como éstos se apoderarán del reino de España"

Cuentan que don Rodrigo arrojó el cofre con el pergamino lejos de sí, retrocedió y ordenó volver a colocar todas las cerraduras de sus antepasados... Era demasiado tarde.

miércoles, 11 de febrero de 2015

Diferencias culturales

El otro día Vladimir Putin visitó Egipto y en los actos protocolarios una orquesta militar interpretó el himno de la Federación Rusa, con resultado desconcertante:



Por si alguien no lo conoce en la versión instrumental, ahí va una interpretación más ortodoxa, si se me permite el juego de palabras obvio:

martes, 10 de febrero de 2015

¡Orgullo de España y Olé!

Por Saamik

¿Creíais que lo más de lo más era el cuento de la adaptación de la Universidad al espacio europeo? Pues os traigo noticias frescas, pero ojo, que esta noticia puede herir vuestra sensibilidad. Se trata de la oveja encarrilada por una gaviota azul. Nuestro querido Ministro de Cultura está que no para, sí que se gana su salario sí, no para de trabajar. Y si no tiene nada que hacer…pues ¡a matar moscas con el rabo! Pero qué digo,¿qué demonio ni qué demonios? Concedámosle la Medalla de Oro del mérito a las Bellas Artes a alguien muy especial, sí, un regalo de amistad para que los amigos sepan lo que de verdad significa la amistad. El querido amigo y gran torero Manuel Benítez “El Cordobés”, o para quienes gusten, por otros conocido como “El Quinto Califa”, como lo llama el diario el Mundo. Si es que no puedo contener la emoción y decir: Ooooooolé, ooooooooooolé, oooooooooooooooooooooooolé!
¡Que alguien le quite las tijeras a este señor por el amor de Dios!


Esta vez  Don José Ignacio me ha dejado sin palabras. Eso sí, Lo que no se si podré dormir. Aquíos dejo el enlace a más detalles de la noticia pero pensadlo bien porque puede herir vuestra sensibilidad:
http://www.elmundo.es/cultura/2015/02/06/54d4c29b268e3e557d8b4583.html

lunes, 9 de febrero de 2015

Guerrilla Girls

Lo propone Silvia.

La noche de los Goyas

Por Clabe

La noche del 7 de febrero se celebró en el Centro de Congresos Príncipe Felipe de Madrid la 29 edición de los Premios Goya. La gala estuvo conducida y presentada por el monologuista y actor Dani Rovira y bajo de la dirección del cineasta español Juan Luis Iborra.
Durante las aproximadamente cuatro horas que la ceremonia se emitía en TVE, el ambiente era de música, comedia y muchísima cantidad de agradecimientos al público que ha conseguido que el cine español batiera récords en taquilla este año. No hubo apenas reivindicaciones políticas y teniendo en cuenta que el mismísimo ministro de Educación, Cultura y Deporte, Jose Ignacio Wert (Nacho para Dani Rovira) estaba presente era de extrañar. Aún así varios profesionales del sector como Juan Manuel Montilla (El Langui) o el director de la Academia de Cine Española, Enrique González Macho, entre otros, soltaron varias pullitas al aire denunciando la subida del IVA en el Cine. Uno de los pocos y puntuales actos “rebeldes” que se formaron en la ceremonia fue cuando el director Pedro Almodovar subió al escenario a conceder el Goya de Honor (premio para Antonio Banderas) y saludó al publico de esta manera: "Amigos del cine y de la cultura. Señor Wert, usted no está incluido en esto",  Almodovar fue uno de los pocos que se atrevió esta noche a demostrar su evidente desagrado con el ministro y sus medidas.
El presidente de la Academia explicó que no iba a hablar más de los problemas del cine y que para recordarlos veamos sus discursos anteriores. Otros asistentes que acudieron a la gala fueron el secretario general de izquierda unida Cayo Lara y el lider del PSOE, Pedro Sánchez, que aseguró esa misma noche que si su partido gana las elecciones recuperaría el ministerio de Cultura y bajaría el IVA del 21 al 5%.

Foto Gtres (tomada de Vanitatis)
A mi personalmente al principio se me hizo bastante raro y no conseguía entender bien la presencia de Wert en la gala, puesto que el año pasado se escaqueó de asistir y se libró así de todas las “palabras bonitas” que pudieran decirle como respuesta a sus recientes medidas que únicamente y como todos sabíamos empeorarían la calidad del cine español. Pero este año se ha sentado rodeado de “enemigos” con valentía y ocupó una butaca en el lugar. Así que todo ese postureo del presidente (que el año pasado puso de vuelta y media al susodicho, diciendo que el papel de la Academia no debería ser político y este año se ha sentado a su lado durante la ceremonia) sólo se puede asociar con el protocolo que tiene que mantener la institución de la Academia para con el resto de instituciones públicas que representen o puedan relacionarse con este arte, puesto que en celebraciones de este tipo los representantes de las instituciones son los que son estés de acuerdo con sus ideales o no, después eres totalmente libre para decir y expresarte como quieras cuando tengas la posibilidad.
Durante la gala se ha felicitado a guionistas y productoras, que aún con todas las dificultades que hay hoy en día para crear buen material han hecho de este pasado año uno de los mejores en cine español desde hace mucho tiempo. Celebran la diferencia entre unas películas y otras, y consideran que el acercamiento al público cada vez es mayor, y que eso es uno de los factores mas importantes (si no el que más) para que una película salga adelante. Se pidió más colaboración por parte del gobierno español, más apoyo en la promoción de películas y la confianza en los nuevos talentos que están surgiendo.
Caben destacar las palabras de Giovanni Maccelli, ganador del Goya a mejor corto de animación por Juan y la nube:
"No estoy de acuerdo en que seamos el futuro del cine español. Somos el presente. Somos el presente, solo que un presente desconocido, por eso nos gustaría ver más cine de animación en las salas y en la televisión. Si estamos todos aquí es porque en algún momento nos hemos quedado fascinados por una película. Tenemos que seguir educando a los niños. Y eso se consigue con buenas películas y con educación".

jueves, 5 de febrero de 2015

Cuestión de pelotas

Me lo pasa Lucía: Una galería en Londres llena su espacio con bolas. La instalación se titula Jump in! Se trata de una piscina de bolas para adultos. Se puede visitar hasta el 13 de Febrero.


martes, 3 de febrero de 2015

Muertos de hambre

Por Pavi

Encontré este video en Youtube:



La respuesta de Elio González sobre lo que supone ser un artista, o mejor dicho “un muerto de hambre” me parece muy acertada, los impedimentos de nuestra sociedad para ganarse la vida viviendo del arte no parecen solucionarse con el tiempo. La mayoría de artistas de renombre, famosos hoy en día, no lo fueron en vida, muriendo en la  pobreza y el anonimato aunque sus obras vivan aún y estén muy valoradas. Esta manera de sentirse incomprendido y excluido de la sociedad viene por la enorme desigualdad entre las profesiones, habiendo algunas que se consideran en un “nivel superior” porque son más útiles para la sociedad, pero como se comenta en el video, no seríamos de esta manera si hubiéramos suprimido el arte de nuestras vidas. Ser artista es una profesión igual de válida que otra. Es posible que haya gente que dependa en menor medida del arte, o que así lo crea, pero precisamente es este arte, entendiéndolo en el sentido más amplio, el que nos hace más humanos.
El sistema educativo se encarga de marginar en primer lugar las Artes y después las Letras, y no se enseña la importancia que tienen aún en la mente de un científico. Encuentro muy ligadas las carreras científicas al arte, porque siguen un proceso de investigación, hipótesis, pruebas, creación… que surgen de la imaginación. Si no se valorara desarrollar, crear… el mundo sería muy limitado. De la misma manera que ha habido físicos que han cambiado el mundo, también ha habido artistas así, como muestra el vídeo. Porque se puede cambiar de una forma más física, material, pero el ser humano necesita una ayuda intelectual que le sirva de motivación, de admiración, que le permita emocionarse. Si suprimimos esto último ¿tenemos una sociedad autómata?
Además el arte es muy importante para el ser humano porque es una forma de cultura, que es uno de los pilares de la sociedad, y la mejor forma de difundirla y transformar el modo de pensar es con su gran poder de expansión. La educación artística, así como la importancia de la motivación deberían ser imprescindibles en la enseñanza. Ecuaciones con fórmulas  se pueden resolver estudiando, pero el proceso creativo es algo más complejo, sea el de un biólogo o un pintor. Ninguna academia te puede convertir en artista, te pueden dar pautas de cómo lo hicieron otros, te enseñarán a mejorar pero es una profesión muy sacrificada en la que uno  tiene que estar renovándose día a día.
Es posible que actualmente haya exceso de artistas y muchos que viven del morro. También es verdad que artistas famosos ganan mucho más dinero con su profesión que un médico o un abogado. Pero son igual de necesarios. Precisamente genios científicos como Einstein resolvían sus problemas tocando un instrumento. Creo que la gente que infravalora este tipo de profesiones,  lo hace por haber carecido de una enseñanza artística. Al fin y al cabo cada uno es como es y ya que el artista se supone que debe tener una mirada abierta y amplia hacia el mundo, debería ser capaz de apreciar cualquier profesión aunque no tenga que ver con su universo artístico y pensar tal vez que todas están relacionadas y son igual de necesarias. La tierra tiene música para aquellos que escuchan.

lunes, 2 de febrero de 2015

Giacometti

Por Maba

Madrid, al tratarse de una gran ciudad, es capaz de abarcar, de manera casi simultánea, varias situaciones en contextos muy alejados y diferentes. Ayer fue un día muy especial en el que una parte importante de Madrid se vistió de lila. Siempre que acudo a una manifestación me emociono al contemplar la participación ciudadana. Cómo personas que, aparentemente, no compartirían ni una taza de café charlando en un bar, recorren hombro con hombro lo que en una canción llaman “el camino de las utopías”. Pero lo que más me emociona es ver a la gente mayor, la que ya ha luchado otras veces, la que aun saca fuerzas para confiar en el cambio (sea del color que sea), para restaurar sueños que hasta ahora muchos daban por imposibles. Si hoy visitamos Twitter, uno de los “trending topic” (una de las palabras o frases más repetidas en un momento concreto de Twitter) es #Nopodéis, y en él podemos encontrar toda clase de insultos hacia Podemos. Lo que ocurre es, quizás, lo que ayer me comentó alguien: “más de uno se está haciendo caquita en los pantalones”.
Es asombroso cómo parece que nos “teletransportamos” a otro mundo cuando cogemos el metro. Después de la “Marcha por el cambio”, decidí visitar en la Fundación Canal Isabel II una exposición que se inauguraba ayer mismo: “Giacometti. El hombre que mira”. Al salir del metro tuve la sensación de estar en otra ciudad; había poca gente y el día parecía más gris. Era muy probable que, si no dispusiera de medios para enterarme de que los componentes de la manifestación se encontraban aun en la Puerta del Sol ni hubiera estado allí unos instantes antes, jamás llegara a conocer la existencia de ese acontecimiento.


En Plaza de Castilla, entre las Torres Kío, el Obelisco de Calatrava y el monumento a Calvo Sotelo (muy poco relacionado ideológicamente con la manifestación de la que yo provenía), se sitúa la fundación Canal de Isabel II. Bastante cercana a la boca de metro, encontramos esta fundación en la que entro sin que ningún guardia de seguridad me mire o me pida que deje la mochila en ningún lado. Justo en la entrada, en la planta principal, podemos ver en el suelo una ampliación de un dibujo de Giacometti y el nombre de la exposición. En la siguiente planta se encuentra el salón de actos, mientras que quienes vamos a visitar la exposición debemos bajar a la planta “-1”.
Con mi mochila en la espalda, en la que puedo llevar la cámara, un cuaderno y un estuche (sin necesidad de desarrollar más extremidades que las que ya tengo), comienzo a visitar una exposición en la que, para mi sorpresa, me encuentro con más personas que en las exposiciones gratuitas de CentroCentro, pero con menos personas con las que debería encontrarme teniendo en cuenta el número de habitantes que tiene Madrid, dado el reconocimiento que tiene Giacometti en el mundo del arte.
Alberto Giacometti fue un famoso escultor y pintor suizo del siglo XX (de hecho, según El País, “su obra está entre las más cotizadas en el mercado”). Se codeaba con personajes de la talla de Miró, Picasso, Sartre o el escritor, poeta, ensayista y teórico André Bretón (reconocido como el fundador y principal exponente del movimiento surrealista). Su obra se centra en la figura humana y, en concreto, en la mirada. Es por esto que la exposición recibe ese nombre (“El hombre que mira”), y podemos encontrar miradas penetrantes en los retratos de la exposición.
Este proyecto está coproducido por la Fundación Canal y la Fundación Giacometti. Esta última fundación nombrada (con sede en París), hace préstamos con el objetivo de “fomentar el encuentro entre la obra de Giacometti y el arte contemporáneo”. En este caso, podemos encontrar bastantes dibujos y algunas esculturas (la mayoría en bronce y algunas en yeso) que se dividen en distintos bloques temáticos (cada uno abarcado en una sala diferente).
En la primera sala, llamada “Cabeza”, podemos contemplar bastantes dibujos y un par de esculturas. Giacometti, obsesionado por los detalles (y contradiciendo la Ley de la Estructura de la Gestalt, que dice que “una forma es percibida como un todo, independientemente de las partes que la constituyen”), decía que “sólo veía los detalles y no el conjunto de la cabeza”. Hacía las figuras cada vez más pequeñas porque “como quería ver el conjunto, los hacía retroceder”.
Quizás esa obsesión por los detalles provocó que se centrara en algo más concreto, la “Mirada” (título de la siguiente sala). Puede que, como explican en el folleto, quisiera representar la totalidad de la persona retratada únicamente a través de su mirada. En esta sala podemos encontrar, también, numerosos dibujos centrados en la mirada.  
Las siguientes salas reciben el nombre (por orden en la visita) de “Figuras de medio cuerpo” (a pesar de ser esculturas pequeñas “expresan monumentalidad”), “Mujer” (las mujeres fueron “determinantes para la evolución de su obra”), “Pareja” (todo lo relacionado con la dualidad entre cercanía-lejanía entre dos cuerpos), y “Figuras en la lejanía”. En esta última sala (la más atractiva desde un punto de vista arquitectónico), podemos encontrar varias esculturas en unas especies de vitrinas verticales colocadas en fila. En ella, puedo coincidir con una madre que lleva de la mano a su hija de unos dos años mientras le dice: “Estas esculturas ya son más avanzadas, ¿ves? ¿Te gustan?” Entonces, para mi asombro (yo estaba esperando expectante), la niña miró las esculturas y le contestó: “Sí”.
Al final de esta sala, podemos encontrar una frase en la pared que, además, se encuentra iluminada por un foco (a diferencia de otros textos con informaciones que había en esta misma sala tan oscura). Esta frase decía así: “… es imposible poner sobre un lienzo una línea que aparente tener 20 cms de largo, haciéndola con una longitud de 3 cms. […]: no se puede hacer una línea tres veces más larga que el espacio sobre el que se puede dibujar, dado que es un lienzo plano”.
En relación con el tema de la percepción, esta es una frase bastante interesante, y me llama la atención que la utilicen para concluir la visita. Si vemos una línea trazada sobre un lienzo que mide 3 cms, nos consideraríamos locos si nos intentamos autoconvencer de que ésta mide 20. Sin embargo, si al lado de esa línea colocamos, por ejemplo, un tenedor (que mide 20 centímetros) y una regla de 50 centímetros dispuestos paralelamente en una mesa (siendo una representación, en cuanto a la proporción, lo más fiel posible a la realidad), y esa línea mide los mismos centímetros en nuestro lienzo que el tenedor, ¿no cambiaría la cosa? Quiero decir que, si me preguntaran cuánto mide esa línea, puede que no pensara en primer lugar en que puedo contestar si la mido, sino que consideraría que, en mi lienzo, existen medidas coherentes entre sí, pero incoherentes con la realidad que percibo fuera de ese lienzo. Pero eso no implica que esa realidad sea menos real: mi línea mediría 20 centímetros. De hecho, si observamos la figura de una mujer en un cuadro, ni siquiera pasa por nuestra mente pensar que esa mujer no tiene tamaño real, la percibimos como a una mujer a pesar de eso. Por eso creo que sí podemos dibujar una línea de 20 cms sobre un lienzo de 3. Si utilizo otros objetos que me sirvan como referencia para una posible comparación, todo es posible en mi lienzo.
No llego a comprender que Giacometti considerara que “no vemos realmente a la gente a tamaño natural”. Decía que “si estoy en una terraza de una cafetería y veo a personas minúsculas, ¡su tamaño natural ya no existe!”. Por eso “alterna entre figuras monumentales de medio cuerpo y pequeñas figuras frágiles que parece que van a desaparecer”. Pero, realmente, cuando veo obras tanto de una clase como de otra, llego a apreciar la diferencia de tamaño entre las esculturas, pero no la diferencia de tamaño entre las personas representadas: las “figuras en la lejanía” de la última sala no son personas de pequeño tamaño, son personas de tamaño “natural”. Él, sin embargo, consideraba que “si la misma persona se acerca, se transforma en otra persona”. ¿Podríamos considerar, entonces, que el sistema perceptivo de ciertas personas “funciona” peor?  


Quizás, teniendo en cuenta la temática que aborda cada sala, habría sido más interesante que el orden de éstas hubiera sido otro. Dado el título de la exposición, podrían haber colocado las obras de forma que, a medida que avanzáramos por la exposición, nos fuéramos “acercando” a la temática fundamental de su obra, la mirada. Sin embargo, comenzamos por la cabeza, nos “acercamos” a la mirada, luego “retrocedemos” a las figuras de medio cuerpo, y ya vamos alejándonos de forma progresiva hasta las figuras en la lejanía. ¿No sería más coherente que comenzáramos “desde lejos” para luego “acercarnos” hasta lo que él consideraba realmente importante (como si fuera un proceso de análisis del cuerpo humano, muy relacionado con el Principio de Jerarquización de la Gestalt)? Para mí esto habría sido lo ideal, aunque quizás están bastante limitados por las condiciones y espacios de cada sala, y ponerlo todo en ese orden le habría quitado el atractivo de las esculturas colocadas en fila de la última sala. Pero, puestos a estar limitados, podrían haber escogido ese mismo orden pero al revés.
Al finalizar la exposición, nos encontramos a nuestro paso una tablet de Samsung en la que se nos invita a dar nuestra opinión pulsando una de las tres caras que representan máxima felicidad, indiferencia, o tristeza. Con ella nos informan de que así “les ayudamos a mejorar”.
Desde mi punto de vista, visitar esta exposición resulta bastante agradable. No se hace pesada, ningún guardia te trata como si fueras un presunto delincuente (simplemente se pasea de vez en cuando por las salas), y algunas obras son bastante atractivas. Es cierto que, al ser un espacio algo oscuro y colocar focos cuya luz es muy potente y está dirigida a puntos muy concretos, en la mayoría de fotos que queremos realizar debemos hacer malabares para que, no se refleje ningún foco en los vidrios que protegen las obras (lo cual resulta bastante complicado). De hecho, casi siempre aparecen reflejos de luz, del guardia de seguridad (que no se dirige a mí en ningún momento pero parece tener bastantes ganas de ser retratado a través del cristal), o de algún otro visitante de la exposición. Así que, quizás, la imposibilidad de realizar buenas fotografías de las obras sería uno de los pocos “puntos negativos” de la visita.


Desconocía completamente la existencia de esta fundación e, investigando, pude comprobar que hacen, desde 2005, unas tres o cuatro exposiciones al año. Cada una dura, de media, dos o tres meses, y algunas de ellas han contado con obras de artistas de renombre como David Hockney, Edgar Degas, Picasso, Oteiza, Chillida o Dalí. Es cierto que estas exposiciones tienen un carácter algo irregular, pero esto no terminaría de justificar que la mayoría de gente, como yo, ignore la existencia de una fundación que, junto con el “Centro de exposiciones de arte Canal”, pertenece al área de “compromiso social” de la gestión del Canal de Isabel II (empresa pública que se encarga de gestionar el ciclo integral del agua casi en toda la Comunidad de Madrid).
En su web podemos encontrar los fines de esta fundación, entre los que podemos destacar “servir de foro para el intercambio de conocimientos y de experiencias innovadoras en todo lo relacionado con el agua”, “organizar actividades de interés general a través de todos los instrumentos a su alcance”, o “impulsar la cooperación con instituciones públicas y privadas y agentes políticos y sociales para alcanzar un compromiso entre la prosperidad económica, la calidad de vida y la defensa del medio ambiente”. Con todo lo relacionado con “la cooperación de lo público con lo privado”, es inevitable hacer mención a los acontecimientos de 2008 y 2012 (el intento de privatizar este Canal y el posterior referéndum no vinculante en el que la mayoría de ciudadanos se declaró totalmente en contra). Todas estas acciones tienen como fin “que los ciudadanos tomen conciencia de la trascendencia social, económica y ambiental del recurso agua, tanto dentro como fuera de nuestras fronteras”.
No consigo llegar a entender la relación entre las exposiciones que allí se hacen y el tema del agua. Si, por casualidad, cualquier persona encuentra una exposición de un artista que le gusta en internet y acude a la fundación para hacer una visita, podría asegurar que, la mayoría, volvería a sus casas sin tener ni idea de lo que allí pasa con el agua. Es cierto que no es un tema que atraiga a muchos individuos de la población, pero es fundamental que tengamos conciencia de la importancia del agua. Y, ¿qué mejor sitio que este?
No puedo obviar el hecho de que se hagan foros, concursos, investigaciones y excursiones relacionadas con el agua, pero sería interesante que existiera la posibilidad de conocer (a través de una exposición dinámica y permanente en la fundación, en la que pudieran participar también los niños) cómo se gestiona el agua en ese sitio. Porque, sino, puede que a la mayoría le ocurra lo mismo que a mí: que salgan de la fundación Canal de Isabel II con la sensación de haber visitado una galería o centro cultural cualquiera, lo que nos da pie a pensar que esas exposiciones están un poco descontextualizadas, que no se intentan establecer vínculos entre éstas y otras posibles exposiciones que estuvieran más en sintonía con la temática del agua.

Con esa sensación extraña cogí el metro y, desgraciadamente, coincidí con todos los madridistas que salían del Bernabéu tras el partido del Real Madrid contra la Real Sociedad. Después un día tan emotivo, de pronto, me vi entre forofos apretujada en el metro (¡vuelta a la realidad!). Y es que así es Madrid, tan grande que conviven personas tan distintas como sus intereses. Como dije al principio, es capaz de abarcar, de manera casi simultánea, varias situaciones en contextos muy alejados y diferentes (manifestación, exposición, partido). Somos capaces de vivir, en unas cuantas horas, vidas muy diferentes sin salir de la ciudad, lo que puede llegar a parecerme sorprendente.  

¿Libertad de expresión?

Por Barb

“Un adolescente de Nantes, de apenas 16 años, fue arrestado el jueves 15 de enero por haber publicado en su cuenta de Facebook una parodia de una portada de Charlie Hebdo que se burlaba, en 2013, de los manifestantes egipcios masacrados en las protestas, con la leyenda "El Corán es una mierda, no detiene las balas". 


La portada de Charlie Hebdo fue una de las que más furia desató entre los musulmanes, además de burlarse de la terrible tragedia que atraviesa el pueblo egipcio desde el estallido social de 2011, con epicentro en la plaza Tahrir.
Resulta entonces que cuando un adolescente hace una parodia del mismo calibre, es detenido por el borroso cargo de "apología del terrorismo".
Amnesty International emitió un comunicado alertando que bajo la imputación de l'apologie du terrorisme se produjeron 69 arrestos en Francia en una semana.”
La noticia entera puede leerse aquí (http://www.mundiario.com/articulo/sociedad/arrestan-francia-adolescente-parodiar-charlie-hebdo/20150119204544026284.html) donde además se menciona el asesinato del marroquí Mohammed El Makouli, apuñalado diecistiete veces por un vecino de 28 años que mientras tanto gritaba “yo soy tu Dios, yo soy tu islam”. Se trata de un caso evidente de islamofobia que, por implicaciones políticas, ha resultado una noticia de la que pocos medios se han hecho eco. La situación actual queda definida dentro de una guerra maniquea de bandos cuya definición se está gestando fruto de la lucha simbólica por la hegemonía de pensamiento de cada uno: en el caso de Occidente, el de los buenos.
Retomando la cuestión de la libertad de expresión, de la que Europa se proclama abanderada, llama la atención también el caso del polémico humorista Dieudonné, hijo de madre francesa y padre camerunés, quien ya había sido acusado de antisemitismo por su gesto de la 'quenelle' (que significa croqueta o albóndiga, en su tradición literal del francés), siendo para algunos un guiño nazi de contenido “antisemita”, y para otros, un símbolo antisistema, en el que el brazo extendido se refiere a la longitud del brazo que se introduciría en el ano del otro, metafóricamente hablando.
Ahora está siendo investigado por la fiscalía francesa por presuntamente hacer una apología del terrorismo. El comediante publicó en su página de Facebook que, "en lo que a mí me concierne, me siento Charlie Coulibaly". Un juego de palabras entre Charlie Hebdo y Amedy Coulibaly, autor del secuestro en un supermercado judío que causó cinco muertos. El gobierno de Francia respondió que ese tipo de palabras incitaban al odio y al desprecio; y que serían combatidas con "toda la fuerza posible".  

Diversos medios han señalado la doble moral con respecto a la libertad de expresión en el estado francés, comparado los dibujos satíricos de los caricaturistas de Charlie Hebdo, con los monólogos de Dieudonné M’bala M’bala o con la parodia de dicha portada del semanario que ha supuesto el arresto de un adolescente francés.  El semanario  se ha caracterizado por sus polémicas portadas y artículos, especialmente aquellos en que hace burla de las religiones.  Fanáticos (y no tan fanáticos) católicos y musulmanes han considerado blasfemas dichas publicaciones. Sin embargo, la hipocresía queda en evidencia cuando en julio de 2008, Maurice Sinet fue despedido de Charlie Hebdo por la publicación de una sátira referente al matrimonio entre el hijo del presidente Sarkozy con  la heredera judía Jessica Sebaoun-Darty. La publicación afirmaba que el joven Sarkozy planeaba convertirse al judaísmo para poder “tener una larga vida”. 
Tal y como podemos leer en esta noticia publicada por El Mundo (http://www.elmundo.es/elmundo/2008/07/18/comunicacion/1216402142.html) “la revista satírica fue absuelta del delito de injurias con base religiosa por haber publicado hace algo más de dos años tres controvertidas caricaturas de Mahoma. El derecho a la libertad de expresión primó en la sentencia.”
Por tanto, algunas expresiones pueden ser legítimamente condenables y juzgadas objeto de delito; otras, del mismo modo ofensivas, no lo son.
Libertad de expresión para qué y para quién…

Enlaces:

http://www.20minutos.es/noticia/2344948/0/dieudonne-humorista/frances-investigado/apologia-terrorismo/#xtor=AD-15&xts=467263
http://www.nytimes.com/2015/01/17/opinion/dont-limit-speech-in-france.html?ref=opinion&_r=2
http://www.newyorker.com/news/news-desk/french-law-treats-dieudonne-charlie-hebdo-differently
http://www.jornada.unam.mx/2015/01/31/mundo/022a1mun

¿Por qué al niño del anuncio no le gusta Coca-Cola?

Por Barb

"Desde siempre, mucho más que un refresco". Bajo este lema, Coca-Cola recuerda su compromiso con la sociedad española. En la campaña de estas pasadas Navidades, uno de los anuncios mostraba el apoyo incondicional de una madre por las inquietudes de su hijo, a quien no le gusta este refresco, pero que ha obtenido un premio patrocinado por la compañía.
El anuncio rinde homenaje al Concurso Jóvenes Talentos de Relato Corto, que cumple su 55 edición. Así, Miguel Vizcaíno, director creativo de la campaña, ha destacado como objetivo central "apelar al sentimiento, a la emoción, pero también a esos proyectos concretos de Coca-Cola que forman parte de nuestra historia y de momentos cruciales de nuestra vida".
Dentro de esos proyectos concretos encontramos desde la promoción de eventos deportivos, pasando por acciones de recuperación en el Parque Nacional de Las Tablas de Daimiel o la iniciativa GIRA, centrada en mejorar la empleabilidad de jóvenes con dificultades para iniciar su vida laboral. Como podemos ver, su compromiso con la sociedad española es máximo... Pese a todo, al niño del anuncio sigue sin gustarle el refresco; por lo que, muy preocupado, al resultar ganador del susodicho concurso de relato corto, le pregunta a su madre: "Mamá, ¿tú crees que me quitarán el premio cuando se enteren de que no me gusta la Coca-Cola?"
A la vista del desenlace del anuncio, suponemos que la respuesta de la madre fue que no. Sin embargo, también pudiera haber sido un “depende”, generando una conversación tal que así:
-Mamá, ¿tú crees que me quitarán el premio cuando se enteren de que no me gusta la Coca-Cola?"
-No, hijo, no creo... bueno, depende… 
-¿De qué, mamá?
-De lo que vayas a decir al recoger el premio… Mejor evita mencionar por qué no te gusta Coca-Cola. No digas nada de los trabajadores despedidos por el cierre de cuatro plantas en Alicante, Palma de Mallorca, Fuenlabrada y Asturias; ni de la privatización del negocio de las donaciones de sangre en exclusiva para Cruz Roja con la colaboración de Coca-Cola. Ni mucho menos se te ocurra decir nada sobre las prácticas de la multinacional en la India, donde se ha ganado el sobrenombre de "toxic-cola”… Vamos, que no digas nada de filantropías estéticas ni ningún rollo de esos de los tuyos; simplemente, ve a recoger el premio y ya está; que la cosa está muy mal, hijo mío…

Enlaces:

http://www.marketingnews.es/gran-consumo/noticia/1086369028005/coca-cola-reivindica-marca-mucho-mas-refresco.1.html
http://www.cuartopoder.es/elolordeldinero/la-justicia-obliga-coca-cola-pagar-los-salarios-de-los-despedidos-desde-junio/6913
http://www.publico.es/economia/300-espartanos-coca-cola.html
http://www.publico.es/actualidad/duenos-fabrica-felicidad.html
http://www.lamarea.com/2014/11/11/cuestionable-campana-de-donacion-de-sangre-en-la-comunidad-de-madrid/
http://www.theguardian.com/environment/2003/jul/25/water.india
http://www.theguardian.com/environment/2014/jun/18/indian-officals-coca-cola-plant-water-mehdiganj
http://www.business-standard.com/article/beyond-business/coke-like-greed-is-good-115010400750_1.html
http://www.indiaresource.org/campaigns/coke/2006/cokeenvenena.html

El control de los medios de comunicación

Lo propone Bárbara y aunque es un poco antiguo, hoy recupera actualidad:


“Una mosca en una botella de Coca-Cola” from OMAL on Vimeo.

domingo, 1 de febrero de 2015

Guerrilla Girls en Matadero Madrid

Por Bojap

El pasado viernes 30 de enero se inauguró en Matadero Madrid la exposición de Guerrilla Girls, con motivo de la conmemoración de los 30 años de la fundación del colectivo. Dicha exhibición forma parte de un proyecto que comenzó con la retrospectiva que se hizo en Alhóndiga Bilbao en 2013 y que ha llegado a Madrid de la mano de Matadero y del comisario/performance Xavier Arakistain.
El recorrido comienza con un video de la entrevista que el propio Arakistain realizó a las Guerrilla Girls en Alhóndiga Bilbao. Entre sus declaraciones aportan reflexiones sobre el “mercadeo” del arte, al que consideran como el cuarto mercado negro del mundo, sólo por detrás de las drogas, el blanqueo de dinero y las armas. “En Estados Unidos, por ejemplo, muchos museos son supervisados por un comité asesor formado por empresarios adinerados que donan dinero y obras de arte a cambio de deducciones fiscales enormes. No hay que ser un genio para darse cuenta de que el sistema del arte es maloliente para la corrupción desde que los coleccionistas pueden promover adquisiciones de obras de artistas que poseen y hacer así sus colecciones más valiosas. El mercado del arte es el patio de recreo de un 1%.” Dicen. Respecto al hecho de criticar el mundo del arte pero formar parte de él comentan “Nos encanta el arte y los artistas, aunque muchas debamos sobrevivir en un sistema que es pésimo. También nos interesan los museos como lugares donde se relata una historia rica del pasado y del presente. Aunque lancemos una crítica hacia ellos no quita que nos guste mejorar. ¿Quién no quiere un mundo mejor? […] En un primero momento, el museo nos ignoró, aunque siempre ha habido conservadores dentro de los museos que han querido cambiar el curso de esas instituciones. Con el tiempo, esas mismas personas nos han invitado a dar charlas, a participar de exposiciones y a trabajar en proyectos específicos para sus colecciones. Recientemente nos han pedido hacer proyectos para museos, como el Istambul Modern, para examinar la situación de las mujeres artistas. Y hemos hecho proyectos similares en Irlanda, Polonia, Chicago y Boston.”


El resto del recorrido se realiza en una única y amplia sala rectangular, donde se exhibe el documental Guerrillas in Our Midst realizado por Amy Harrison en 1992, en el que se muestra el camino y auge de las activistas. Para continuar, en las paredes del espacio están situados los posters creados desde que el grupo se fundara en el año 1985, en los que denuncian por medio de estadísticas las ínfimas tasas de participación de mujeres artistas o de color en los museos. Entre estos posters, y ocupando una pared entera, el más famoso del grupo dedicado al Metropolitan de Nueva York “¿Tienen las mujeres que estar desnudas para entrar en el MET? Menos del 5% de los artistas en las secciones de arte moderno son mujeres, pero un 85% de los desnudos son femeninos.” 
 El recorrido se hace cómodo y el espacio entre los posters es adecuado para que un buen grupo de personas puedan leerlo a la vez sin problemas (La sala estaba llena). La organización de los carteles va en sentido cronológico, siguiendo el recorrido de las activistas durante estos últimos 30 años.
En la parte central de la sala están  dispuestas ocho mesas con recortes de periódicos, entrevistas, fotografías e iconografía del grupo. Las mesas son muy amplias y todo lo que había situado sobre ellas se encontraba colocado en una única dirección, por lo que resultaba ciertamente incómodo poder ver lo que había en el extremo opuesto de la mesa.
Una de las cosas buenas que tiene acudir a inauguraciones en espacios más “pequeños” es que puedes cruzarte con el artista o con el comisario…y mejor aún, robarles un poco de su tiempo para hacerles alguna pregunta. Efectivamente las componentes más veteranas del grupo Guerrilla Girls se encontraban por la sala. Iban ataviadas con sus máscaras de gorila ante la curiosa y entregada mirada de los visitantes, muchos de los cuales se hacían fotos con ellas como si de estrellas del rock se trataran. Aquello dio un giro hacia la banalidad, donde el hecho crítico de la exposición pasó a un segundo plano a manos del fenómeno mediático. Fue entonces cuando me pregunté si la labor no se ha visto “pervertida” y sepultada con los años por el poder de la efigie antropoide, convertidas en unas rock star dentro del juego de los museos,  que exponen sus obras mientras nada parece haber cambiado dentro de ellos.
Ellas se han convertido en un fenómeno para los medios de comunicación y sus posters han estado en algunos de los mejores museos de arte contemporáneo del mundo como en la Tate Modern, el centro Pompidou entre muchos otros, pero ¿Cuál era el objetivo de las Guerrilla Girls?
El hecho de que haya más cuadros de mujeres desnudas no resulta un hecho especialmente relevante ¿habrán necesariamente más desnudos masculinos…o menos femeninos si se iguala el número de artistas de ambos géneros exponiendo en los museos? Habría que verlo. El problema real es la falta de obras realizadas por mujeres y el descrédito que han tenido a lo largo de la historia del arte. En un entramado cultural que pretende ser progresista pero que resulta más conservador en relación a otros ámbitos de la vida social y política.


Como decía anteriormente tuve la oportunidad de conversar con el comisario Xabier Arakistain y con una de las Guerrilla Girls, dado que estaban bastante solicitados  solo pude hablar brevemente con ellos. Les pregunté que si habían hecho un estudio estadístico de la situación de la mujer artista en España, a lo que me contestaron que sí; curiosamente habían descubierto que en el Museo Nacional del Prado había tan solo obras de cuatro mujeres. Yo respondí que se decía que dos de ellas eran mujeres de compañía del rey y la Guerrilla Girl respondió tajantemente que no. No sé si le ofendió mi respuesta. Ella siguió su camino cámara en mano, haciendo fotos de la congregación allí presente.
Mientras hablaba con la mujer tras la máscara pensaba en  cómo se autodenominaban como "enmascaradas y vengadoras", al estilo de Robin Hood, Batman o la Mujer Maravilla. Y no podía evitar la comparación con la fotógrafa Colita, y en una entrevista que hace poco escuché en la radio. Decía de manera muy visceral “España no ama la cultura,  pasa de ella. España se quedó en el siglo de oro y Picasso y ya está”.  Ella me resulta un ejemplo más concreto y visible de crítica hacia la cultura (Renunció al dinero del Premio Nacional de Fotografía).

Nueva reforma universitaria

Por Vice

Hoy es la mañana de Santo Tomas de Aquino, patrón de la universidad. Y nos despertábamos con esta noticia de El País, en la que podemos leer el contradictorio homenaje que nuestro gobierno guardaba para la universidad este día.Todavía con el reciente plan Bolonia de 2010 asentándose como sistema. Agravando más el asunto, se hace especial hincapié en su carácter de urgencia, con pretensiones a ser aplicado desde el 2015. En principio no será una imposición sino una opción de cada facultad, pero está claro que es muy difícil que ambos sistemas convivan juntos, sin crear disonancias. Como ya han advertido los rectores, al final será cuestión de tiempo que prevalezca el último.
La diferencia de relevancia es el cambio de grados de 4 años (con masters de un año), por otro modelo 3+2, en el que el alumno se verá mucho más encauzado a acabar en el máster de 2 años, como obligación para ejercer su profesión. Ya que estos nuevos grados prometen ser generalistas y de carácter básico (como si muchos de ellos no lo fueran ya), citado del propio borrador de la nueva ley. Con esa falta de ambición está bastante claro que las intenciones educativas han desaparecido en la confección del nuevo plan.
La principal justificación del cambio es la equiparación y homologación con el entorno europeo. Lo que parecen olvidar es que las tasas de master y grado de nuestros vecinos son generalmente inferiores, podemos imaginar que en este aspecto la equidad con el resto de Europa será olvidada. Una de las primeras consecuencias de esto será que, si en este momento afrontar el coste de una carrera ya inspiraba un poco de temor en algunas familias, ahora con el coste añadido les resultará imposible.
El resultado serán menos universitarios y los que queden lo harán a un mayor coste, para los propósitos de cuadrar cuentas y puestos de empleo han encontrado toda una solución. El ministerio de educación ha dejado patente su idea a lo largo de estos años,los españoles hemos sido educados por encima de nuestras posibilidades. Si hablamos del plano educativo y la validación de la titulación, todo en desastre. Los estudiantes de los actuales grados pueden quedar en clara desventaja comparativa, y en un limbo administrativo que sospecho que nadie tiene ni idea que como se va a solucionar.
Con el previsible y necesario cambio de gobierno, se puede prever que el sistema educativo español estará en plena reforma una década más. Mientras se efectúan y se deshacen estos cambios, imagino que el mismo ciclo de eterna modificación sucederá en la educación secundaria.¿Hay posibilidades de que el gremio de la educación y sus profesionales puedan parar esta reforma? En vista de la poca predisposición al diálogo del ministerio de educación, a pesar de que todo el mundo parece estar en desacuerdo con él, una vez más. Lo más probable es que volvamos a asistir a su enrocamiento, y desgraciadamente lo máximo a lo que se podrá aspirar será a pequeños cambios en el borrador y no su paralización.

A jugar con el bolígrafo 3D

Por Isabar

Bolígrafo 3Doodler
Por si hubiera sido pequeño el impacto de las impresoras 3D hace unos años, ya bastante introducidas en el mundo del arte y del diseño, desde el 2013 y cada vez con más publicaciones, se han sacado a la luz los nuevos avances como superación a estas impresoras; el bolígrafo 3D. Este bolígrafo convierte en realidad el tópico de dibujar en el aire. Su funcionamiento es el mismo que el de las impresoras, calentando plástico de color que al salir como haría la tinta por la punta de un boli, se va solidificandoy se construyen todo tipo de creaciones a raíz de patrones. La diferencia es que en este bolígrafo puedes seguir unos patrones o estructuras para dibujar como hacen las impresoras con ordenadores,o no, ya que capta cada movimiento de nuestra mano como cualquier lápiz.
Estos bolígrafos ni si quiera están a la venta aún en muchos países y los que hay en stock son bien pocos,gestionándose todo por pedidos y reservas, como pasa por ejemplo aquí en España en las webs oficiales. Pero a pesar de esto se está difundiendo su llegada por internet con una gran cantidad de videos e imágenes con todas las creaciones de plástico de colores que han causado mayor admiración entre los que ya lo han probado.Y es que el resultado es muy impactante, sobretodo visualizando el proceso.Para lo que suponen estos artilugios, el salto de las impresoras al bolígrafo,ha sido un avance muy rápido en muy poco tiempo, dando éste una libertad al dibujar en 3D que parece casi no tener límites.


Todo esto me hace pensar cómo quedará el dibujo tradicional al lado de las nuevas creaciones, si le puede hacer frente y qué resulta más atractivo.
Respecto a los bolígrafos he encontrado dos marcas principales:la que mayor campaña está haciendo, 3Doodler, y otra marca con mayor sofisticación en su bolígrafo y creo que indiscutiblemente con resultados aún más bellos, Lix. Sus aplicaciones no paran de extenderse y ya se les ha promocionado creando todo tipo de figuras, maquetas, monigotes diversos de colores, hasta aplicándolos en la ropa, en vestidos y accesorios como pendientes, collares, objetos de decoración, etc. Todo está resultando bastante atractivo para el público y creo que en muchos aspectos tiene una visión de juguete, como si un niño jugará con plastilina, basándose en ese tópico de dibujar en la nada, realizando construcciones instantáneamente (aunque está claro que necesita una práctica en su técnica para crear cosas realmente buenas). Por esta visión que está obtenido me pregunto si puede hacerle frente a un dibujo tradicional o a una pintura a pesar de que sean dimensiones planas. Y creo que hay igualmente casos que sí y que no y que eso demuestra las posibilidades y todos los enfoques que pueden dársele a la impresión 3D ya hoy en día y a la vez el valor de un buen dibujo.
Es algo novedoso, atractivo y hasta divertido, algo caro por el momento, pero en las exposiciones y muestras que se han dado por el mundo ha triunfado cada vez más. Es un dispositivo que te permite elaborar lo que se te ocurra entiendas o no de dibujar y diseñar.
En muchas de sus aplicaciones, me planteo como sustituye la elaboración tradicional de objetos y sus reproducciones, tanto las impresoras como los bolígrafos han suprimido los procesos de moldes y copias, reduciéndolo todo a un proceso muy breve. Y en esto está claro que las reproducciones que ya se obtienen son de muy buena calidad, aunque para el mercado común sin mucha variedad de materiales.
Volviendo al dibujo, destacaría las piezas que más me han hecho pensar que pueden hacerle frente a un buen dibujo, pero siendo diferentes a la vez y que ambas disciplinas estarían igualadas en atractivo… Son las piezas para la promoción oficial del boligrafo Lix. Y personalmente de entre ellas me quedaría con la mujer desnuda, que sería una pieza decorativa para interiores, que podría resultar aún más atractiva así que como simple dibujo, algo que considero muy valorable.


Creo que los medios tradicionales no tienen por qué ser invadidos por estos nuevos medios ya que los resultados son muy diferentes y ambos bellos, pero que quizás si no se valorase correspondientemente el dibujo tracional por ejemplo, entre cualquier público, podría ser atacado en términos de utilidad o menospreciado de alguna forma, ya que el 3D sigue siendo el nuevo juguete en todos sus campos. Seguiré así defiendo la compatibilidad de ambos mundos y todas sus experiencias.
Aparte de esto, estas piezas me hacen pensar también en las exposiciones contemporáneas de los museos a los que últimamente he ido y las diferencias que hay con el atractivo de ellas para el público. La promoción de estos bolígrafos es totalmente comercial, pero todo lo que se puede obtener de ellos no lo es, el campo es enorme. Y son resultados que creo que en parte son tan atractivos porque no son algo rebuscado ni escondido para el espectador, sino que dan una conexión rápida. Algo que podría cambiar fácilmente en manos de cualquier autor especial, pero creo que una exposición de esto sería totalmente dirigida a todo tipo de público sin que saliesen insatisfechos. Algo que sería muy recomendable para el MNCARS.
El 3D es el boom actual, tanto en cine, en experiencia virtual, en impresión y reproducciones y ahora también en dibujo, o en un tipo de arte al menos. Comercial o arte, puede ser todo eso a la vez, y creo que da mucho que pensar para todos los dedicados a los medios tradicionales.
Pero aparte de todo esto, me gustaría acabar con una noticia del último enfoque de la impresión 3D relacionándose con la medicina. Quizás queda mucho más por explotarle a este medio. Parece cada vez más cerca el momento en que la tecnología domine a lo tradicional por completo en nuestras vidas.


Aquí podemos ver el video promocional con estas piezas.
https://www.youtube.com/watch?v=22UYpso02T4

NOTICIA: Hombre de UK recupera su rostro gracias a la impresión 3D.
http://www.dailytech.com/UK+Man+Receives+New+3D+Printed+Face/article30348.htm

sábado, 31 de enero de 2015

31E



Con Grecia en la encrucijada definida entre los intereses de las entidades financieras franco-alemanas y la voluntad de China y Rusia por ampliar sus respectivos espacios de influencia económica, las calles de Madrid han recuperado añoranzas de mareas y utopías, para ofrecer a los observadores de ojos verdes y dorados una imagen nueva de colores inquietantes, pero infiltrados de ilusiones.

viernes, 30 de enero de 2015

Instalación de refugio para personas sin techo retirada

Por Puffin

BBC Irlanda del Norte  cubre la misteriosa desaparición de la “Sleeping Box” de una de las calles principales de Belfast y la acompaña de una corta declaración de una persona que la disfrutó. La sleeping box no era más que un caja de madera de tamaño poco mayor a un ataúd con radio y cargador de móvil. El ayuntamiento de Belfast la ha retirado por haber sido instalada sin permiso. La placa de la instalación decía: “Experimento social. ¡No retiren! ¿Quizás lo necesite algún día? Dale una oportunidad a la paz. Gracias.”
El “experimento social” es anónimo aunque viene un email de contacto. Y yo me pregunto: ¿Todo vale para una pretendida pieza de arte conceptual? ¿Lleva esto a la reflexión, promueve debate social sobre la precariedad de los sin techo y remueve conciencias? Para mí más bien es un síntoma de que hay algo que no funciona…

miércoles, 28 de enero de 2015

Stratdford-upon-Avon a la española

Un grupo interdisciplinario compuesto por científicos de especialidades diversas, religiosos y religiosas, busca en el convento de las Trinitarias de Madrid los restos de Cervantes. La sopa de genio vende más que la Campbell; y por supuesto, es mucho más sabrosa. Con pocos retoques el barrio de las Letras podría convertirse en una versión moderna y y de probada "excelencia", con mayor potencial turístico que Stratford-upon-Avon: seguro que enseguida proliferarían "actores" disfrazados de Don Quijote, Sancho Panza y hasta de Dulcinea del Toboso para que los viandantes se hicieran fotos "más españolas" que en la Puerta del Sol, infectada de "personajes" de ficción menos castizos... Al fin y al cabo, Madrid sólo es la más extensa ciudad de La Mancha.

Alrededores de la "casa de Shakespeare", en Stratford-upon-Avon

Hoy toca el Prado

Por RoF

Este es el título de la nueva exposición inaugurada en el Prado, cuyo principal reclamo es su declarada intención de acercar el arte y, especialmente la pintura, a las personas ciegas o con algún grado de minusvalía visual. Esta iniciativa, parte de la colaboración entre la O.N.C.E. (lógicamente), la fundación Axa y el propio museo. En principio la muestra constará de seis obras, véase “La fragua de Vulcano” de Velázquez, “El Quitasol” de Goya, “Noli me tangere” de Correggio, “El caballero de la mano en el pecho” del Greco, “La Gioconda” del taller de Da Vinci y “Bodegón con alcachofas, flores y recipientes de vidrio” de Van der Hamen, estando las tres últimas reproducidas a tamaño real y las otras tres a escala. Para la realización de los cuadros se ha empleado la técnica didú de los Estudios Durero, consistente en ir poniendo  los diferentes planos de profundidad en distintos relieves hasta un máximo de seis milímetros.
Bien, vistos los detalles generales y aún a riesgo de parecer políticamente incorrecto, esta exposición me parece una chorrada, perdón, quería decir incongruencia. ¿Acaso tiene sentido pretender acercar el mundo del arte a las personas ciegas precisamente mediante la pintura, un tipo de arte puramente visual? Realmente este acercamiento a la pintura no es tal, puesto que lo que se hace es realzar el relieve de las figuras y objetos representados en el cuadro para que se puedan reconocer las formas mediante el tacto. No obstante, ¿dónde queda el tratamiento de la luz, dónde la gestualidad de la pincelada? Parece ser que eso no es importante, o al menos no tanto como saber que en “La fragua de Vulcano” hay unas vasijas al fondo o que “La Gioconda” está sonriendo. No conformes con eso, la experiencia se completa con unas audioguías especiales que le dicen al usuario, cómo deben tocar el cuadro, por qué zona deben empezar, cual es el siguiente fragmento que deben palpar, convirtiendo la experiencia en algo más artificial y dirigido todavía, si cabe. De esta manera se le roba al público la experiencia personal de acercarse a una obra, sepa mucho de arte o no, e interpretarla de una manera íntima y personal, de acercarse al arte de una manera subjetiva, sorprendiéndose e interpretándolo. La percepción de la obra está totalmente manipulada, desde las texturas añadidas a los cuadros simulando piel o tela, las audioguías dirigiendo el movimiento de la mano y hasta el tamaño de las obras, tres de las cuales han sido reducidas a escala, con lo que ni si quiera se puede apreciar los tamaños reales con los que trabajaban los artistas.
No quiero que parezca que estoy en contra de iniciativas que acerquen el ocio y el arte a personas que sufran de diferentes minusvalías, pero me da la impresión que muchas veces estas iniciativas tienen más como finalidad el que la institución y la fundación privada de turno se coloquen una medallita y se hagan la foto, que una verdadera reflexión acerca de qué se le puede ofrecer a estas personas y cómo se les puede ofrecer para que lo disfruten de la mejor manera posible. Por ejemplo en la exposición “Hoy toca el Prado”, se intenta acercar a las personas con discapacidad visual a la pintura, pero intentando, si no casi obligando, a que la perciban como lo haría alguien con una capacidad visual completa. En esta sociedad que cada vez se ve más abotargada por las normas sociales de lo políticamente correcto, llegamos a un punto en el que parece que todos tenemos que ser iguales, comportarnos igual y pensar igual, y cualquier opinión contraria a esto se ve rápidamente reprimida a base de reproches y corrección social. Ahora bien, es cierto que hombres y mujeres somos iguales en cuanto a derechos y obligaciones, pero también es cierto que no lo somos a nivel biológico por ejemplo. De la misma manera aquellas personas con discapacidades físicas han de disfrutar de las ventajas que nos ofrece la sociedad a todos, en este caso a nivel de ocio y cultura, pero no se puede pretender que sean ellos los que se adapten a la forma de percibir que tenemos nosotros. Ellos tienen su propia forma de percibir el mundo que les rodea y de registrar las sensaciones,  y es ahí donde deben dirigirse este tipo de iniciativas, adaptándose a las peculiaridades perceptivas de estos colectivos y no intentando que ellos emulen las nuestras.
En resumen, es cierto que hay que avanzar pasos para que cualquier persona con discapacidades físicas tenga acceso al mundo del arte y la cultura, pero no vale con dar esos pasos en cualquier dirección y quedarse satisfecho, no hagamos exposiciones de cuadros para ciegos ni conciertos para sordos. Seamos coherentes, pensemos en cómo esas personas perciben el mundo y en cómo podemos aprovechar sus circunstancias especiales para ofrecerles una experiencia realmente enriquecedora. Sólo de esta manera se conseguirá una verdadera integración social. 

Toquemos

Por Martsa

Desde el 20 de enero, el Museo Nacional del Prado abre sus puertas con una exposición poco común. Se trata de la primera iniciativa de esta institución de acercar el arte a personas invidentes con una exposición pensada para ellos. Son seis obras “representativas del museo” entre las que se encuentran La fragua de Vulcano, La Gioconda o El caballero de la mano en el pecho. Estas obras han sido reproducidas en 3D a modo de bajo relieve resaltando únicamente el carácter iconográfico de las obras puesto que se trata de reconocer las formas contorneadas del objeto representado, no de la manera en la que se representó.
De esta manera, lo que sin duda pudo ser una propuesta interesante de enfocar lo artístico de una manera en la que pueda ser percibida mediante otros medios distintos a los usuales, el tacto en vez de la vista, se convierte en un entretenimiento anecdótico de reconocimiento de formas cuya satisfacción personal a modo de recompensa se reduce a lo que puedo llegar a reconocer y no a lo que puedo llegar a sentir o interpretar como suele ocurrir en lo artístico. Una atracción para llenar una tarde vacía.
Que nadie se ofenda. Por supuesto, para una persona que nunca ha podido ver la Gioconda debe ser gratificante poder reconocer entre esos relieves las comisuras de la boca de la retratada, la posición de las manos o la ambigüedad en la línea de horizonte del fondo aunque esto sólo satisfaga la parte más cultural del arte o, dicho de otra manera, la interpretación desde el punto de vista de la percepción voluntaria. Por ello pienso que la elección de los cuadros a “adivinar” es muy acertada. En todos resalta lo iconográfico frente a lo expresivo y, sobretodo, son muy conocidos.
Quizá, el hecho de poder tocar las propias pinceladas de las pinturas, en vez de eliminarlas y recalcar los contornos, podría haber inducido cierto carácter involuntario a la hora de interpretar el cuadro, aunque esto hubiera requerido otro tipo de pinturas.

Por ello pienso que, en contraposición a lo que dice el Museo Nacional del Prado de ser una “iniciativa accesible a personas con discapacidad visual” y más cuando afirma que el objetivo es “lograr una percepción emocional de la obra”, podemos dejar a un lado la moralina y la falsa integración y organizar actividades que de verdad estén pensadas para percibir con el tacto en vez de adaptaciones forzadas del arte para convertir lo visible en táctil. ¿O acaso este sentido no tiene la capacidad sensible de percibir todo lo que puede proponer el mundo de lo artístico? Con esta actividad, la integración se convierte en un subrayado continuo de las limitaciones en vez de un contacto directo con el arte o con la historia del arte y las posibilidades que podrían resultar de actividades de este tipo.  

lunes, 26 de enero de 2015

Pensamiento automático

Durante estos días es noticia la experiencia de Jan Degenaar, que ha repetido una experiencia planteada hace muchos años para afrontar cómo elabora el trabajo los datos registrados por la retina. Se ha colocado unas gafas de visión invertida y ha comprobado que la capacidad del cerebro para "insisistir" en su voluntad de ofrecer información del mundo exterior se impone, incluso, sobre circunstancias artificiosas. Aunque el cerebro manifestó su capacidad para resolver problemas sencillos hacia el cuarto día, un mes después Jan Degenaar ya captaba "la realidad exterior" de modo plenamente satisfactorio. 

Cuestión de tipos de letra

Observo con delicia que la campaña electoral del PP empieza con un detalle simpático o alucinante, según el talante de cada cual: utilizan unos tipos de letra muy similares a los elegidos por Stanley Kubrick, de acuerdo con Pablo Ferro, para una película de planteamiento surrealista y título de pretensiones argumentales: Dr. Stangelove or How I Learned to Stop Worrying and Love the Bomb.
Sin imaginar por un segundo que a un publicita malévolo, vendido al oro de Venezuela o de Irán, se le haya ocurrido equiparar a los personajes del PP con cualquiera de los que aparecen en la película de Kubrick, el hecho de elegir una fórmula con tantas posibilidades interpretativas me matices irónicos da una pista de por dónde van los estrategas de ese partido. Son, de nuevo, los inconvenientes de la endogamia, que, por los incidentes políticos recientes, han dejado fuera del enredo al anterior Fiscal General del Estado, a quien, dadas sus aficiones cinematográficas, seguramente no se le habría escapado semejante dislate.
Y por si alguien se queda colgado del guindo: en alemán, "Strange", como los movimientos reflejos del Dr. Strangelove, tiene connotaciones en un sentido similar a la quenelle de Dieudonné...