domingo, 20 de marzo de 2011

¿El Chillida Leku cerrado definitivamente?



Eso parece desprenderse de la noticia difundida por Europa Press.
Deduzco que la rotura de los compromisos previos se debe a que el Gobierno Vasco  pretendía alterar los tres principios innegociables de la fundación: la unidad permanente de la colección en la finca Zabalaga, la no incorporación de obras de otros autores (salvo en exposiciones temporales) y el voto de calidad de los herederos en la gestión del centro. En consecuencia, el Chillida Leku se convierte en patrimonio familiar... aunque sus miembros no impedirán el estudio a los especialistas.


Me sigue pareciendo una partida de cartas...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada