viernes, 3 de octubre de 2014

¿La patena de Secundino?

Raquel me pasa la referencia a un hallazgo de excepcional interés en Cástulo para conocer la implantanción del cristianismo en la península Ibérica. Se trata de una patena de vidrio en buen estado de conservación, que apareció contextualizada en una estructura habitacional —si se me permite la broma— bien definida arqueológicamente puesto que, al parecer, se abandonó pronto, seguramente en el siglo V. Es posible que la pieza fuera realizada en Roma o sus alrededores, según recoge latunicadeneso, aunque acaso no debiéramos descartar otras procedencias, si tenemos en cuenta que muy probablemente, el cristianismo llegó a la Península por vía africana. 


Sea como fuere, el testimonio es de excepcional importancia por lo que supone para ilustrar el fenómeno de la cristianización y, sobre todo, porque documenta la llegada de una iconografía que, como tal, cambiaría radicalmente pocos años después. Si no la interpreto mal, se trata de una imagen imberbe de Cristo, que será sustituida rápidamente por el Cristo barbado (siríaco), en los lugares donde se acepten las representaciones animadas.
Desde las fuentes literarias, tenemos un dato muy interesante que acaso tenga relación con la patena. A principios del siglo IV (ha, 305-306) asistió al Concilio de Elvira, que prohibió el uso de imágenes en las iglesias (canon 36) y definió todo un alucinante tratado de ética sexual, el obispo de Cástulo, llamado Secundino. Supongo que habría más cristianos en esta localidad próxima a Linares, pero, ¿por qué no adjudicarle la patena al de mayor enjundia?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada