martes, 18 de febrero de 2014

Tragedia en Miami

Según recoge BBC Mundo, Máximo Caminero, artista norteamericano de origen dominicano, fue detenido por destrozar un jarrón valorado en un millón de dólares de Ai Weiwei.

"Lo hice por todos los artistas locales en Miami que nunca han sido mostrados en museos acá", dijo Caminero, y añadió: "Ellos han gastado tantos millones en artistas internacionales".

Y añadido que lo había hecho siguiendo el ejemplo del propio Ai Weiwei.
La obra formaba parte de un montaje realizado con cerámicas de la dinastía Han (siglo II a. C a s. III d C) repintadas y dispuestas sobre una mesa colocada delante de unas fotografías en blanco y negro que registran cómo el propio Ai Weiwei deja caer una vasija del mismo tipo.
Según cuentan, el artista y disidente chino se manifestó profundamente irritado:

"Las piezas con las que yo trabajo no pertenecen a un museo ni son propiedad de otra persona. Nunca traté de destruir una pieza de museo; las vasijas que destruyo me pertenecen. Él puede arrojar al piso cualquier cosa que quiera arrojar, pero no el trabajo de otra gente".



¡Si quieres romper algo, que sea tuyo!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada