viernes, 23 de enero de 2015

¿Suicida con pintas o suicidada pos sus pintas?

Por Carod

Vuelve a ser noticia el caso del 4f y el suicidio de Patricia Heras. Gracias un medio de comunicación de masas, una cadena televisiva regional de Cataluña, que emitió en hora de máxima audiencia, la semana pasada, el documental Ciutat Morta. Un caso de impunidad policial y de violencia, tanto física como simbólica, corrupción institucional y prejuicios ante una estética llevaron a provocar una situación tan tremenda como esta.
Que los clichés culturales se encuentren anclados en nosotros al punto de que las personas por su estetica queden clasificadas en sacos de antisistemas o no, o sacos de: se pueden incriminar injustificadamente gracias a su estética o no, y se tachen sus verdaderas identidades es penoso. Más penoso aún que las fuerzas de seguridad del estado consideren que que no es necesario repensarse si son indicativos de potencial peligroso, antisistema o terrorista elementos estéticos del genero, matones a sueldo, pagados por nosotros para defender a los que nos atacan. No es noticia que es mejor andarse con ojo y que tengamos claro que un piercing o un corte de pelo que esté incluso de moda puede ser una provocación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada